Una prueba de cargo contra Puig Antich se manipuló


Un estudio pericial aportado al Tribunal Supremo demuestra que el informe de la autopsia al policía muerto fue alterado
El abogado de la familia del joven ejecutado pide que se escuchen dos nuevos testigos
Salvador Puig Antich
Una de las pruebas de cargo que fundamentó la condena a muerte de Salvador Puig Antich, el informe de la autopsia del cadáver del policía Francisco Anguas, fue manipulada. Un informe de la perito calígrafo Lisa Rañé demuestra que el documento se hizo con dos máquinas de escribir y en momentos diferentes. Con una se compuso todo el texto, y con la segunda se incluyó una breve pero importante precisión sobre el número de impactos que tenía el cuerpo del policía y la procedencia de las balas.
En este sentido, la perito concluye que "hay fundadas sospechas de que el texto del informe de la autopsia aportado y que dice« Los tres rasgos pueden corresponder al mismo tipo de proyectil », haya sido dactilografiado o mecanografiado con una máquina de escribir diferente de la empleada en el resto del documento, y en un acto diferente ". La autopsia tiene una segunda manipulación, más evidente, cuando se corrige a mano el punto donde se habla de la trayectoria de las balas dentro del cuerpo.
El abogado de la familia Puig Antich presentó ayer el resultado de esta prueba pericial en la sala militar del Tribunal Supremo, que hoy debería decidir si acepta o no a trámite el recurso de revisión del consejo de guerra contra Salvador Puig Antich. En su escrito, el letrado pide que se aplace la deliberación hasta que se haya tomado declaración a la perito Rañé. También se pide que se tome declaración al abogado Francisco de Paula Caminal y que se examine una prueba documental que también se aportó ayer.
El escrito presentado ayer tiene forma de recurso de súplica, ante el que el Tribunal debería aplazar la deliberación prevista para hoy y resolver primero las peticiones de la familia Puig Antich. Otra posibilidad es que los magistrados resuelvan por el trámite de urgencia el recurso y que hoy deliberen sobre si aceptan a trámite o no la revisión del proceso militar contra Puig Antich.
Los cinco rasgos de "El Caso"
Interlineado diferente
El informe de la autopsia del policía muerto durante la detención del joven libertario consta de dos folios escritos a máquina donde siempre se respeta el mismo margen, cuerpo de letra y un interlineado de unos cinco milímetros. Casi al final del segundo folio es donde se incluye la frase sobre los "tres tiros" que, tal como define la perito calígrafo, "queda asfixiada".
El trabajo demuestra, con varias comparaciones, que el tipo de letra de esta frase corresponde al de una máquina diferente. En cuanto a las modificaciones introducidas a mano, la perito no se pronuncia y pide que se realicen pruebas más sofisticadas para identificar qué se había escrito originalmente.
Escuchar el Salvador
El interés en hacer declarar al abogado Caminal reside en el hecho de que este letrado fue uno de los que llevó la defensa de Puig Antich, con quien mantuvo largas conversaciones sobre las circunstancias de los hechos que le llevaron hasta el garrote. Caminal sostiene que el joven Salvador le aseguró que no quiso matar al policía ni nadie. En el escrito presentado ayer, el abogado de la familia Puig Antich propone que se respete el "derecho a ser escuchado para Salvador" a través del testimonio del abogado Caminal, de quien se recuerda su prestigio.
Jordi Panyella
Hoy , 20-02-07)
***
Más dudas sobre la autopsia del 'caso Puig Antich'
Nuevas pruebas en el proceso de revisión de la condena de la anarquista
Una perito desvela que el informe forense fue corregido y se añadieron frases
Solidaridad francesa con Puig Antich
Un dictamen pericial caligráfico presentado por los abogados de la familia de Salvador Puig Antich ayer ante la Sala de lo Militar del Tribunal Supremo, que tramita la autorización para iniciar la vía del recurso de revisión de la condena de la anarquista ejecutado en 1974, abre más dudas sobre el caso. La prueba destaca que el informe oficial de la autopsia realizada al cadáver del subinspector de policía Francisco Anguas tiene correcciones a mano y una frase añadida con una máquina de escribir diferente, circunstancia que levanta la sospecha de que podría haber sido manipulado.
El dictamen pericial practicado por Lisa Rañé señala que en el informe de la autopsia del policía fue corregida a mano la trayectoria de las balas en el cuerpo, sin que conste en el documento la validación de la enmienda. En la autopsia, según la perito, se añadió también con una máquina de escribir diferente de la usada en el resto del texto y en un momento diferente del primero redactado una frase que fue crucial para el enjuiciamiento de Puig Antich que dice que "los tres disparos pueden corresponder al mismo tipo de proyectil".
Los doctores Ramon Barjau y Joaquín Latorre, que el 25 de septiembre de 1973 estaban de guardia en el Hospital Clínico cuando recibieron el cadáver del subinspector y Puig Antich, que estaba herido, han declarado ante el Supremo que el cuerpo sin vida del policía presentaba al menos cinco impactos de bala y no tres, como indicaba la autopsia realizada en una comisaría y no en el Instituto Anatómico Forense, como era habitual. Algunos artículos periodísticos de 1973 ya indicaban la existencia de cinco disparos.
Petición de los abogados
Sebastián Martínez Ramos y Olga de la Cruz, los abogados de la familia de Puig Antich, solicitaron ayer en la Sala Militar del Supremo que ante esta nueva prueba y la petición de otros testificales proceda a suspender la deliberación que sobre el proceso de revisión estaba prevista que llevaran a cabo hoy los magistrados. Los letrados quieren que el tribunal autorice la perito a examinar el documento original del informe de la autopsia del subinspector para que pueda terminar su análisis y que se la cite a declarar.
Los abogados, asimismo, reclaman al Supremo que admitan la comparecencia del letrado Francisco de Paula Caminal, que actuó, junto con su compañero Oriol, como codefensor de Puig Antich en el proceso militar que finalizó con la condena a muerte del anarquista por la muerte del subinspector.
JG Albats (Barcelona)
El Periódico de Cataluña , 20-02-07)
Ateneo Libertario Estel Negre

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada